BUSCADOR

CERTIFICACIÓN DE INOCUIDAD ALIMENTARIA BPM-HACCP

Asegurar la calidad de los alimentos constituye una necesidad global que preocupa tanto a organizaciones como a consumidores. Para cumplir con esa expectativa es recomendable que las empresas certifiquen los procesos de elaboración de alimentos a lo largo de toda la cadena.

¿En qué consiste la certificación de BPM y el sistema HACCP?

La certificación de Buenas Prácticas de Manufactura (BPM) y del sistema HACCP (Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control) constituye un instrumento eficaz para comunicar el compromiso de la organización en asegurar la inocuidad de sus productos de manera sostenible. Las BPM determinan condiciones operacionales generales, que al implementarse en las organizaciones favorecen la elaboración de alimentos inocuos, incluyendo procedimientos relativos al diseño y mantenimiento de las instalaciones, los utensilios y los equipos, entre otros. Como siguiente paso, HACCP es una metodología reconocida a nivel internacional que identifica los peligros para la inocuidad alimentaria y establece métodos de control con especial énfasis en la prevención.

Beneficios de su implementación

  • Facilita el acceso a nuevos mercados
  • Permite responder a las exigencias de los clientes
  • Aumenta la eficiencia en la producción, reduciendo costos
  • Disminuye reclamos y devoluciones

ENVIENOS SU CONSULTA